Casa en Futrono

2011-2014. Construido

Esta es una casa de vacaciones para alojar hasta a 18 personas en la orilla oeste del lago Ranco, al sur de Chile. El proyecto se plantea como una villa compacta, compuesta por partes relativamente independientes.

Una villa implica una figura unitaria que vincula recintos y personas contiguas mediante recorridos cortos, reduciendo el perímetro externo de la casa al mínimo. Una composición por partes comprende un conjunto de piezas separadas, con forma y centro propios, y contacto con el exterior en múltiples lados. El proyecto intenta yuxtaponer estos dos tipos de composición mediante una estructura externa común a ambos.

El área de los niños se dispone en un zócalo frente al lago y las habitaciones principales en un piano nobile, cubierto por una estructura simétrica de vigas metálicas dispuestas a cuatro aguas, apoyadas en pilares perimetrales con la misma sección, cayendo directamente sobre el terreno natural. Los interiores del nivel principal conforman una planta en “H”, de modo de acceder gradualmente al centro de la casa, y desde ahí a cada recinto. El techo cuelga bajo las vigas superiores, que quedan expuestas por sobre el emballetado.

Cada recinto depende, en cierta medida, del sistema general del proyecto mientras que es, a la vez, un elemento independiente, con un centro propio. La estructura es autónoma y relaciona sólo las partes cruciales de la casa, mediando entre los atributos presentes en todas sus partes y las características específicas de cada una.